sábado, 11 de septiembre de 2010

La problemática de las relaciones intrafamiliares en el Perú, ponen en riesgo el futuro de los niños, niñas y adolescentes

Todos los días se leen noticias de mucha violencia: asesinatos, ejecuciones, maltrato; todas ellas leídas por niños y niñas, pero lo real es que esta situación que se vive en el cada día, también se hace en los hogares donde los problemas económicos, sociales, de salud, la contaminación y el estrés agudizan aún más las reacciones de las personas frente a los problemas que les toca resolver.

Las relaciones intrafamiliares se ven afectadas en la medida en que los padres sólo encuentran las discusiones y violencia como único medio para resolver sus problemas, los hogares se transforman en cuadrilateros y los asistentes son los hijos, que al no poder frenar lo que sucede, suman nuevas frustraciones a sus vidas.

Proyecto de Vida

En un hogar debiera primar la igualdad entre todos sus miembros, no estamos señalando la responsabilidad de cada quien, nos referimos a que todos deben ser del mismo equipo, trabajar en equipo y luchar por el equipo, pero da la casualidad que en la sociedad peruana, muchas familias, la mayoría vive desvinculada y cada miembro se preocupa por si mismo o por lo menos, es el matíz que se le da en la actualidad. Hoy llega el padre o la madre y nadie se pregunta como le fue durante el día, menos aún a los hijos poco se sabe como les fue en el colegio, instituto o universidad.

Resulta difícil recomponer los vinculos entre los miembros de una familia cuando estos se han perdido, se debe buscar recuperar espacios de tiempo de convivencia, salir a caminar, a pasear, a jugar, son actividades que no generan un mayor gastos y sin embargo la retribución es alta.

Todos los días se leen noticias de violencia

Cuando hablamos de proyectos de vida, debemos incidir el Proyecto de Vida de la Familia, hay que recordar que este ejercicio requiere de señalar como se lograrán los objetivos y con la ayuda de quién o quiénes se contará.

Es importante sere crítico ante hechos y eventos, programas televisivos que no procuran una línea de fortalecer las familias y desarrollar en cambio actividades familiares que promuevan el buen humor, el interés mutuo por cada miembro de la familia, las comunicación asertiva, la priorización de problemas en relación a los que más afectan para determinar su resolución inmediata o posterior.

Se trata de apostar por una vida en familia, sin duda cuesta lograrlo y en el camino aparecerá el arrepentimiento y el desgano, pero como humanidad hemos avanzado mucho, como para dejar que los problemas cotidianos, nos hagan retroceder a la época de la oscuridad, salvajismo y falta de la palabra para comunicarnos.


Publicado por Jahmil @ 18:53
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios